47-El Cuerpo del Dolor.. “la cosa”

 movie-11hnb_fullblock

..¡! DESPIERTA ¡!.. asume responsabilidad por tu condición de vida.

..¡! DESPIERTA ¡!.. descubre la “cosa” que se alimenta de TU energía.

..¡! DESPIERTA ¡!.. descubre la “cosa” que vive en ti, como un parasito.

..¡! DESPIERTA ¡!.. ELIGE NO ENTREGAR TU ENERGIA.. a la “cosa”

¿Cómo liberarse de la “cosa”?… simple,.. NO ALIMENTANDOLA 

¿Cómo ¿¿??… DEJANDO DE SUFRIR 

La cosa esta viva,.. y su energía vibra en las bajas frecuencia, es adicta a la energía vital de baja frecuencia, generada por el miedo, el odio, el victimismo y todo lo que produce dolor emocional,.. El dolor físico, si no se asocia a una emoción de dolor, no produce energía de baja frecuencia, por ejemplo.. te lastimas un tobillo.. Oh! duele mucho,.. pero además del dolor físico .. ¿tu le agregarías un sufrimiento emocional/psicológico al asunto? 

..¡! DESPIERTA ¡!.. DEJA YA DE SUFRIR… TU eres el Ser Poderoso,.. Asume responsabilidad al 100% por tu experiencia de vida,.. deja ya de culpar a “otros” por tus infortunios y tu dolor emocional. 

Tan pronto asumas RESPONSABILIDAD y elijas dejar de sufrir,.. encontraras mucha información y ayuda para superar la condición de víctima/miedo en la que has estado atrapado, “alimentando la cosa”,.. y sintiéndote muy mal.

 

del Capitulo 5 – El cuerpo del dolor

del libro de Eckhart Tolle “Una nueva Tierra”

¿Qué es el Cuerpo del Dolor?,.. ¿donde esta? 

Toda emoción negativa que no enfrentemos y reconozcamos deja tras de sí un rastro de dolor…crea una impronta emocional/energética de dolor que queda almacenada en alguna parte del cuerpo físico/mental. 

Todos los vestigios de dolor que dejan las emociones negativas fuertes y que no se enfrentan y aceptan para luego dejarse atrás, terminan uniéndose para formar un campo de energía residente en las células mismas del cuerpo. Está constituido no solamente por todo el sufrimiento desde la infancia hasta la vida adulta… Este campo de energía hecho de emociones viejas pero que continúan muy vivas en la mayoría de las personas, es el cuerpo del dolor. 

El cuerpo del dolor no es solamente individual. También almacena el sufrimiento experimentado por un sinnúmero de seres humanos a lo largo de una historia de guerras tribales, esclavitud, violaciones, torturas, etc. Ese sufrimiento permanece vivo en la psique colectiva de la humanidad y se acrecienta día tras día como podemos comprobarlo viendo los noticiarios u observando el drama de las relaciones humanas. 

El cuerpo del dolor es una forma semiautónoma de energía, hecha de emociones, que vive en el interior de la mayoría de los seres humanos. Tiene su propia inteligencia primitiva, muy parecida a la de un animal astuto, y el principal objetivo de esa inteligencia es la supervivencia. Al igual que todas las formas de vida, necesita alimentarse periódicamente (absorber energía) y su alimento es la energía compatible con la suya propia, es decir, la energía que vibra en una frecuencia semejante. Toda energía emocionalmente dolorosa puede convertirse en alimento para el cuerpo del dolor. Es por eso que tanto le agradan al cuerpo del dolor los pensamientos negativos y el drama de las relaciones humanas. 

Hay algo en su interior que busca periódicamente la negatividad emocional y la infelicidad. Es preciso estar más conscientes para verlo en nosotros mismos que para verlo en los demás. Una vez que la infelicidad se apodera de nosotros, no solamente no deseamos ponerle fin sino que tratamos de que los otros se sientan tan infelices como nosotros a fin de alimentarnos de sus reacciones emocionales negativas. 

Los Pensamientos ALIMENTAN el cuerpo del Dolor

El cuerpo del dolor despierta cuando siente hambre y es hora de reponer la energía perdida. El cuerpo del dolor se alimenta de los pensamientos. De un momento a otro, los pensamientos se tornan profundamente negativos. La persona estaba seguramente ajena al hecho de que justo antes del torrente de pensamientos negativos una oleada de emoción invadió su mente en la forma de un estado de ánimo negro y pesado, de ansiedad o de ira. Todos los pensamientos son energía y el cuerpo del dolor procede a alimentarse de esa energía. Pero no cualquier pensamiento le sirve de alimento. No es necesario ser particularmente sensibles para notar que un pensamiento positivo genera una sensación distinta a la que genera uno negativo. Aunque es la misma energía, vibra en una frecuencia diferente. Un pensamiento alegre y positivo es indigestible para el cuerpo del dolor, el cual solamente puede alimentarse de los pensamientos compatibles con su propio campo de energía negativo. 

Los pensamientos están hechos de la misma energía que la materia pero vibran a una frecuencia más alta que la de la materia, razón por la cual no podemos verlos o tocarlos. Los pensamientos tienen su propia gama de frecuencias: los negativos están en la parte inferior del espectro, mientras que los positivos están en la parte superior de la escala. La frecuencia vibratoria del cuerpo del dolor resuena con la de los pensamientos negativos, razón por la cual solamente puede alimentarse de ellos. 

El patrón usual por el cual el pensamiento crea las emociones se invierte en el caso del cuerpo del dolor, por lo menos inicialmente. La emoción del cuerpo del dolor no tarda en apoderarse del pensamiento y, una vez que eso sucede, la mente comienza a producir pensamientos negativos. La voz de la mente comienza a contar historias de tristeza, angustia o ira acerca de la vida, de nosotros mismos, de las otras personas, de los sucesos pasados, presentes, futuros o imaginarios. La voz culpa, acusa, reniega, se imagina. Y nosotros nos identificamos totalmente con lo que dice la voz y creemos todos sus pensamientos distorsionados. Es el momento en que se apodera de nosotros la adicción a la infelicidad. 

No es tanto que no podamos frenar el tren de pensamientos negativos, sino que no deseamos hacerlo. Esto se debe a que, en ese momento, el cuerpo del dolor está viviendo a través de nosotros y suplantando a nuestro verdadero ser. Y al cuerpo del dolor le es placentero el sufrimiento. Devora ansiosamente todos los pensamientos negativos. En efecto, la voz que habla usualmente en la mente se ha convertido en la voz del cuerpo del dolor y ha asumido el control del diálogo interior. Se establece entonces un círculo vicioso entre el cuerpo del dolor y el pensamiento. Cada pensamiento alimenta el cuerpo del dolor y éste, a su vez, genera más pensamientos. En algún momento, después de unas cuantas horas o hasta días, una vez que está satisfecho, el cuerpo del dolor vuelve a dormir, dejando tras de sí un organismo agotado y un cuerpo mucho más susceptible a la enfermedad. Se parece mucho a un parásito psíquico, y eso es en realidad. 

La mayoría de los cuerpos del dolor buscan infligir sufrimiento y ser a la vez víctimas de él, pero algunos son principalmente victimarios o víctimas. En cualquiera de los dos casos, se alimentan de la violencia, sea ésta física o emocional. Algunas parejas que creen estar enamoradas en realidad se sienten atraídas porque sus respectivos cuerpos del dolor se complementan. 

La violencia en los medios (cine, televisión, radio, internet, etc.) alimenta el cuerpo del dolor 

¿Por qué las películas violentas atraen a un público tan grande? Hay una industria enorme, parte de la cual se sostiene gracias a la adicción de los seres humanos por la infelicidad. Es obvio que las personas ven esas películas porque desean sentirse mal. ¿Qué es lo que motiva al ser humano a querer sentirse mal y decir que eso es bueno? El cuerpo del dolor, por supuesto. Buena parte de la industria del entretenimiento está dirigida a él. Entonces, además de la reactividad, los pensamientos negativos y el drama personal, el cuerpo del dolor también se renueva indirectamente a través del cine y la televisión. Son cuerpos del dolor los que escriben y producen esas películas para que otros cuerpos del dolor paguen por verlas. 

..¡! DESPIERTA ¡!.. DEJA YA DE SUFRIR… TU eres el Ser Poderoso,.. Asume responsabilidad al 100% por tu experiencia de vida,.. deja ya de culpar a “otros” por tus infortunios y tu dolor emocional. 

Tan pronto asumas RESPONSABILIDAD y elijas dejar de sufrir,.. encontraras mucha información y ayuda para superar la condición de víctima/miedo en la que has estado atrapado, “alimentando la cosa”,.. y sintiéndote muy mal.

 

EJERCICIOS

La modificación consciente de los pensamientos, emociones y hábitos… es el paso básico para el despertar. Es necesario integrar el conocimiento en la memoria celular.. no simplemente basta con que lo sepas a nivel intelectual.. Disciplínate con los ejercicios diarios.  

Dejando de alimentar a la “cosa” (el cuerpo del dolor) 

Un ejercicio muy sencillo,.. que convertido en habito, es una gran herramienta para liberarnos del cuerpo del dolor.. liberarnos de la “cosa”.. es la esencia del llamado método de Sedona. 

En la emoción esta la energía en acción y es muy poderosa.. Sabia y amorosamente enfocada nos trae grandes beneficios de todo tipo,.. pero también podemos quedar atrapados en esa energía desbordada de las emociones y comenzar a girar como en un torbellino de autodestrucción creándonos enfermedad y dolor a nosotros mismos y a los demás, y además convirtiéndonos cual si fuésemos ganado lechero que produce la leche que alimenta al cuerpo del dolor colectivo (la “cosa”),.. la energía vital de baja frecuencia.. el dolor emocional/psicológico. 

Hay muchas formas para conscientemente llegar a autodirigir esta energía emocional,.. el primer paso es darnos cuenta de que esta ahí.. y como se manifiesta. 

Te  invito a integrar a tus hábitos lo siguiente:  ¡¡ pon atención !! 

(es en esencia lo que llaman el Metodo Sedona)

1- Mantente atento y autobservante,.. de cómo te sientes emocionalmente. Simplemente y conscientemente DECIDE HACERLO… y se dará. 

2- Tan pronto surja algo que te hace sentir mal (incomodo, enojado, triste, etc..).. OBSERVA.. la emoción, pon atención si sientes algo en alguna parte especifica de tu cuerpo. 

3- Pregúntate ¿ Quiero soltarlo ?… (se refiere a ese estado que estas sintiendo). Contéstate SI.. o NO… Tu decides si quieres seguir sintiéndote mal. Contesta con determinación SI  (o No) 

4- Pregúntate ¿ Puedo soltarlo ?…(se refiere a si te sientes capaz de soltar esa energía que causa malestar)… contesta nuevamente… con determinación SI.. (o No) 

5- Pregúntate ¿ Cuando ?  (¿cuando quieres soltar esa energía de malestar? ¿AHORA?,.. el mes que viene o dentro de un año ?… Contesta con determinación AHORA,.. (o lo que tu elijas) 

 

Continuamos los ejercicios diarios.

Nos reunimos en nuestro lugar metafórico habitual, formando un círculo.. siéntate cómodo, relajado, cierra los ojos, respira profundo y suave.. 7 veces, .. imagina, visualiza un anillo de luz blanca brillante que nos envuelve a quienes estamos sentados formando un circulo. Pon tus manos cruzadas sobre el pecho, cierra los ojos y “focaliza” tu atención en tu interior, justo en el punto bajo tus manos.. no te enganches con pensamientos, déjalos pasar.. mantente así 10 minutos.. máximo 30,.. y al final dices mentalmente o con palabras.. “Perdóname, lo siento, Gracias.. Te Amo”.  Esta es la frase clave del Hoponopono,.. forma de sanación integral, y podría significar que asumes completa responsabilidad de tu vida,.. te conectas con la Gratitud y el Amor. Responsabilidad + Gratitud + Amor = asciendes a mayores niveles de consciencia. 

Adicionalmente, en la noche, antes de entregarte al sueño,.. has una respiración profunda y visualiza tu cuerpo envuelto en una luz blanca.. la luz del alma.. mantén tu atención en esta visualización hasta que te duermas. Esto es una excelente practica que favorece la sanación a todo nivel, en tu cuerpo físico y energético.. siente “Gratitud” por los beneficios que esto te trae. 

Cultiva el hábito el escuchar la “música especial”, .. (de la que mencionamos en la parte 43).  

¡¡ ESTAMOS DESPERTANDO ¡!!…. sigue adelante,..

NO TE DISTRAIGAS.. el mayor trabajo es sobre si mismo. 

 

Continúa con la parte (48).  

Un abrazo de luz,

Paloma 

Si apenas te enteras de este experimento y deseas unirte, debes iniciar por la parte numero uno y seguir el recorrido tal como se indique.   

https://masacritica.wordpress.com/2007/11/02/1-prologo/

 

Eckhart Tolle nos da algunas recomendaciones

para dejar de alimentar el cuerpo del dolor

.

 

..” Hablamos de todo este movimiento psicologico que se basa en la memoria, entonces formulamos una pregunta mucho mas profunda…

¿puede el yo, el mi, el ego terminar..?
¿puede ese yo terminar?.

Uds. preguntan.. ¿y si el yo termina, que lugar hay para mi en la sociedad?. Primero termine con el yo y despues descubralo.. no lo contrario..”

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: